EL ATLÁNTICO PEREDA AFRONTA UNA COMPLICADA VISITA A ZARAGOZA